sábado, 7 de marzo de 2009

Hola y adios

Esta semana estoy de despedida. Le digo adiós a mi antiguo coche, mi Pitufa; fue el primer coche matriculado a mi nombre, un mosquito de ciudad que, entre a otros muchos sitios, me llevó a casarme. Mi padre lo adornó con claveles y lazos blancos y fue todo un espectáculo por las calles de Sevilla. Siempre me acordaré de este maravilloso coche.



Pero esta semana también estoy de estreno. Le digo hola a mi nuevo coche, mi iCar blanco y flamante. Es un maravilla. Espero que me de tantas satisfacciones como el anterior. De momento los 100 Km que le he hecho en estos 2 días han sido todo alegrías.



NOTA: Ella también ha cambiado, aunque el fondo sigue siendo la misma.

3 comentarios:

BlackJack dijo...

¡¡Snif, snif!!

:,(

jomagaro dijo...

Bueno, pues espero que lo puedas disfrutar y "pagar" alegremente...

Y como no, espera al menos un par de meses antes de hecerle el primer arañoncito... :-)

M. Superiora dijo...

Que lo disfrutes con salud :)